Cuida tu hígado con estos tips

A excepción del cerebro el hígado es el órgano más complejo, por lo que mantenerlo en buen estado de salud es imperativo. Un punto único y muy positivo es que nuestro hígado es realmente capaz de repararse a sí mismo, lo que significa que, dependiendo de la causa del daño y si es detectada a tiempo, pueden de hecho hacer recuperaciones completas.

La manera principal de eliminar las toxinas del cuerpo es a través del hígado, que desintoxica y limpia el cuerpo de forma continua filtrando de la sangre los venenos que entran a través del tracto digestivo, la piel y el sistema respiratorio. Pero cuando el hígado tiene un exceso de trabajo como resultado del estrés o la exposición excesiva a las toxinas, todo el sistema puede perder el equilibrio, y tu salud puede verse seriamente comprometida.

No es nada difícil desintoxicar o limpiar el hígado de una manera natural, se pueden obtener infinidad de beneficios poniendo en práctica los consejos y recomendaciones anteriores. El beneficio más importante será darle una vida útil más larga y saludable. Aquí algunas propuestas:

1. Evitar el consumo de café y productos con cafeína si fuese posible

Reducir el consumo de estas sustancias puede liberar el hígado de muchas toxinas y otras sustancias que afectan el buen desempeño del órgano; sería muy buena idea reemplazar tanto las bebidas alcohólicas como el café y otras que contienen cafeína por agua, esto permitiría que el hígado se regenere y su desempeño sea el adecuado.

2. Beber suficiente agua

Lo ideal es tomar de 6 a 8 vasos diarios de agua. Una forma muy fácil de desintoxicar el hígado es tomar unos 2 litros de agua al día, y este órgano permanecerá bien hidratado permitiendo su regeneración celular. De la misma manera le será mucho mas sencillo filtrar mayor cantidad de sustancias nocivas.

3. Jugo de limón

El consumo diario de agua tibia con limón en ayunas nos ayuda a mantener limpio el hígado al mismo tiempo que mejoramos la digestión. Un solo vaso de agua tibia con limón en ayunas promueve la eliminación de toxinas del hígado, mejora el metabolismo, promueve la digestión sana y previene el estreñimiento.

4. Aguacate

El aguacate o palta es considerado una de las mayores fuentes vegetales de grasas saludables, además de ser un alimento protector para el hígado. Un estudio japonés encontró que pueden proteger el hígado de toxinas, tales como la dañina galactosamina.

5. Evitar el consumo de alimentos refinados

Es muy importante evitar el consumo excesivo de azúcar, harinas y cualquier alimento refinado, ya que el hígado los convertirá en grasa y colesterol. La grasa puede empezar a localizarse en el abdomen, glúteos, muslos, espalda, entre otros. Los triglicéridos elevados están relacionados con mayor riesgo de tener una enfermedad cardiovascular.