Mostraron el músculo priista

Foto: Facebook de Enrique Ochoa Reza
Foto: Facebook de Enrique Ochoa Reza

Por: Alejandro Moguel

Si la intención era mostrar músculo político, el PRI cumplió con ese objetivo este domingo en Comitán de Domínguez, Chiapas.

Algunos seguramente van a criticar que eso fue realizado a la vieja usanza del tricolor. Pues sí, pero no hay hasta hoy otra fórmula de mostrar fuerza política que manifestando capacidad de movilización de sus propios simpatizantes para cumplir con un objetivo específico que, en el caso señalado, era la realización de un acto masivo en tierra conocida por haber sido la cuna de Belisario Domínguez Palencia, prócer mexicano, pero también por haber sido siempre un bastión del tricolor y de los “Albores”.

Esa plaza fue momentáneamente adoptada por el Partido Verde Ecologista de México pero sólo durante un corto espacio de tiempo porque esa misma plaza fue recuperada por el PRI y por el señor Fox en las elecciones municipales del año pasado, y todo parece indicar que esos terrenos y sus alrededores han recobrado su rojo encendido, una de las tres partes del logotipo de dicho instituto político. “Rojos de corazón”, es una leyenda colocada sobre las vestimentas de simpatizantes de ese partido en alusión a ese rojo del referido logotipo.

La familia priista chiapaneca se reunió este domingo en torno a sus líderes Enrique Ochoa Reza del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) y Roberto Albores Gleason del Comité Directivo Estatal (CDE).

El escenario fue colocado en las instalaciones de la Feria de la cabecera municipal de Comitán de Domínguez hasta donde llegaron, según datos del propio tricolor, alrededor de cuarenta mil priistas de todas partes del estado quienes abarrotaron la explanada completa de dicho lugar y quienes gritaban en forma eufórica, y mostraban expresiones de alegría en respuesta a las arengas de sus líderes.

Estuvieron presentes dos ex gobernadores íconos del priismo chiapaneco desde hace cuarenta años, por lo menos. Don Jorge de la Vega Domínguez, gobernador de Chiapas en 1976, ex dirigente del PRI nacional y ex secretario de Industria y Comercio del gobierno federal. Don Jorge ha sido una pieza fundamental del priismo nacional durante unas cuatro décadas y consejero de muchos políticos de pasadas y presentes generaciones.

También estuvo en primera fila el general Absalón Castellanos Domínguez, gobernador de Chiapas de 1982 a 1986. Ambos pueden caminar libremente por las calles de cualquier ciudad de Chiapas y quienes los reconocen los siguen saludando con cariño y respeto.

Alrededor de ellos estuvieron también diputados locales y federales, así como presidentes y ex presidentes municipales del tricolor. Líderes de los distintos niveles de las estructuras partidistas.

El actual dueño de la plaza, el presidente municipal de Comitán Mario Antonio Guillén, alias “El señor Fox”, abrió la lista de oradores para dar la bienvenida a los visitantes.

Siguió Roberto Albores Gleason, líder estatal del tricolor, senador de la República, recién nombrado secretario de Gestión Social del CEN, organizador de dicho acto masivo partidista y también muy querido en la zona por ser tierra de su señor padre don Roberto Albores Guillén, ex gobernador de Chiapas.

Albores Gleason dijo que el presidente Enrique Peña Nieto y el gobernador Manuel Velasco han hecho los cambios para que la política dé resultados a la gente.

Por eso desde el 2012 dijimos no a una política de “así es cada año, con la valentía y liderazgo de nuestro presidente de la República vamos para adelante a un mejor país”, apuntó.

Inmediatamente después subió al templete el líder nacional Enrique Ochoa Reza, acompañado de su esposa y de su pequeña hija de escasos tres o cuatro años de edad. Él recordó que le guarda un gran cariño a Chiapas, porque su señor padre nació en San Cristóbal de las Casas y que ha visitado esa ciudad desde cuando era niño.

Prometió que va a volver a Chiapas cada dos meses porque quiere recorrer todo el estado. Reconoció la capacidad de convocatoria de Albores Gleason y dijo que la principal alianza del tricolor es con los ciudadanos, que su partido sí hará coaliciones con partidos afines, que seguirá trabajando con el gobernador Manuel Velasco para coadyuvar a que se cumplan los compromisos pendientes con el pueblo chiapaneco.

Señaló que el PRI ha escuchado fuerte y claro el mensaje de la ciudadanía en las elecciones de 2016 y por eso sus líderes están a favor de una transformación en el partido. Recordó que a poco más de dos meses de haber asumido el cargo ha recorrido ya 24 de las 32 entidades del país para escuchar directamente a la militancia priista y a la sociedad civil.

Eso fue al medio día. Antes, a eso de las 10:30 horas y en el restaurante Villas Victoria del mismo Comitán, Enrique Ochoa Reza sostuvo una reunión de carácter privado con editores de periódicos, concesionarios de radio, directores de medios impresos, electrónicos y de páginas digitales. Allí expresó su deseo de hacer ese tipo de reuniones cada dos meses por lo menos para transmitir mensajes políticos directos, algo que hasta hoy ha fallado, según el propio Ochoa Reza.

Ante los referidos comunicadores, el líder nacional del PRI aceptó que hay varias entidades, entre ellas Chiapas, cuyas dirigencias estatales han terminado ya su periodo regular.

Anunció que en un periodo no mayor a sesenta días a partir de ahora, el CEN enviará a Chiapas a un delegado nacional para conducir el proceso interno de selección del nuevo presidente estatal del tricolor.

El delegado vendrá de otra parte de la República, dijo, con el propósito de garantizar imparcialidad en el proceso de renovación del liderazgo partidista.

Estuvieron presentas además el secretario de Operación Política Héctor Gómez Barraza y el senador Arturo Zamora Jiménez. Él mismo posteó en su cuenta de una red social que había estado la víspera con el gobernador Manuel Velasco Coello.

alexmoguels@hotmail.com