¿Qué es DACA, el programa para ‘dreamers’ al que Trump le pone fin?

WASHINGTON.- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció este martes el fin de un programa que protege a cientos de miles de inmigrantes que llegaron a Estados Unidos sin autorización cuando eran niños.

A continuación un vistazo al programa del que se anunció el fin: Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por sus siglas en inglés).

¿QUÉ ES DACA?

DACA son las siglas en inglés de un programa lanzado por el entonces presidente Barack Obama para proteger de la deportación y conceder permisos de trabajo a inmigrantes traídos a Estados Unidos sin autorización cuando eran niños, y conocidos como dreamers.

El alivio tenía vigencia de dos años y era renovable.

¿A QUIÉNES AMPARA DACA?

El programa protege a 790 mil 77 inmigrantes no autorizados -cerca del 80 por ciento nacidos en México- que pudieron demostrar haber entrado a territorio estadounidense sin haber cumplido 16 años, haber residido en el país sin interrupción durante varios años y sin cometer delitos. Los salvadoreños ocupan el segundo lugar con apenas el tres por ciento.

¿POR QUÉ LA SUERTE DE LOS DREAMERS GENERA TANTA EXPECTATIVA?

Dentro de los 11 millones de inmigrantes que residen sin autorización en Estados Unidos, los beneficiarios de DACA son el subgrupo con mayor aceptación entre diversos sectores de la sociedad estadounidense porque no tienen responsabilidad directa por su actual estatus migratorio.

Muchos solo hablan inglés y no tienen recuerdos de su país natal porque llegaron a Estados Unidos a muy corta edad. Además, obtuvieron el alivio migratorio después de entregar a las autoridades migratorias información detallada sobre ellos y sus familias, que ahora se preguntan si el gobierno federal usará esa información en su contra.

¿QUÉ LES ESPERA A LOS DREAMERS?

Si pierden esta protección concedida vía administrativa, la única posibilidad que tienen los dreamers de evitar ser deportados y poder trabajar legalmente es si el Congreso aprueba una ley que les conceda protección de manera permanente.

Si bien el presidente del Congreso, Paul Ryan, ha expresado su disposición a gestionar una ley con esa finalidad, no está claro si alcanzará la meta debido principalmente a una agenda legislativa muy cargada y que incluye la aprobación del presupuesto gubernamental para 2018 y del tope para el endeudamiento público.